¿Ciudad para tod@s?

A pesar de que normalmente sólo hablamos de género, la generación es también un tema que nos interesa mucho a la hora de tratar el espacio público. Al decir generación decimos todas la edades, así como al decir género nos referimos a la diversidad de éste. Sólo así podemos comprender la ciudad de tod@s, la Urbes for All.

Distintas edades, distintas facultades, distintas percepciones, distintas necesidades en un mismo espacio-tiempo: el espacio público.

Al fin y al cabo que cada uno amueble su casa como quiera, pero el espacio público, que es de tod@s debe responder a la gran mayoría de la población. Aún se ve como concesión dejar aparcamiento a los discapacitados y como lujo crear aparcamientos para familias, cuando en otros países europeos es lo habitual. Qué decir de las rampas: a pesar de que  la ley exige ciertas pendientes y doble pasamanos, aún nos encontramos con rampas más aptas para la práctica del parkour que para su uso en condiciones de seguridad. Y no, el pasamanos que queda debajo no es sólo para la (poca) gente que va en silla de ruedas: es también para gente bajita, ancian@s y niñ@s.

Una ciudad cómoda para ancian@s y niñ@s lo es también para la gente joven y/o en plenitud de facultades. Aceptemos, por lo tanto, los beneficios del diseño universal como algo habitual y recomendable.

jendea

Deja un comentario