Subvenciones para la integración de la perspectiva de género en el planeamiento municipal y el urbanismo

La Consejería de Medio Ambiente, Planificación Territorial y Vivienda ha aprobado una convocatoria de ayudas sobre urbanismo inclusivo para la integración de la perspectiva de género en el planeamiento municipal y el urbanismo. Estas subvenciones, dirigidas a los ayuntamientos, están dotadas con un total de 200.000 euros.

Se financiarán los gastos derivados de la contratación de la asistencia técnica necesaria para la realización de documentos de análisis, diagnóstico y conclusiones, que incluyan propuestas de mejora o medidas correctoras, en lo que respecta a la perspectiva de género, de los instrumentos urbanísticos, en concreto de los siguientes:

  1. Propuesta de Ordenanzas de edificación y urbanización, y/o
  2. Propuesta de instrumento de planeamiento urbanístico que incorpora la perspectiva de género.

El plazo para la solicitud de ayudas finalizará el 12 de octubre. La información completa y las instrucciones para la gestión, en este enlace.

La perspectiva de género en el planeamiento urbano

(Irakurri artikulua euskaraz)

El ayuntamiento de Valencia se propone introducir la perspectiva de género en la revisión del PGOU, y en ese contexto, la Concejalía de Desarrollo Urbano organizó un curso de formación para el personal técnico municipal denominado “Urbanismo de género: criterios para su aplicación en València”. El diseño y dirección de las jornadas la llevaron a cabo Eva Álvarez y Carlos Gómez, arquitectxs y docentes en la Universitat Politècnica de València.

Fue Eva la que nos invitó a impartir un bloque de formación: no la conocíamos, pero ella nos seguía la pista por los trabajos que hicimos en el PGOU de Irun y el Avance del PGOU de Bilbao, puesto que por lo visto son muy pocos los planes urbanísticos que han introducido medidas concretas y efectivas desde una perspectiva de género. Tal y como recogieron en la nota de prensa, el objetivo sería que Valencia “fuera pionera en España, junto con Bilbao, donde ya se han aplicado soluciones en este sentido”.

Como casi siempre nos ocurre en estas situaciones, coincidieron la alegría y el susto por la invitación, sobre todo al ver que íbamos a coincidir en nuestra labor de “formadorxs” con gente como Eva Kail (una de las máximas especialistas en urbanismo y género de Europa), Zaida Muxí (a quien consideramos nuestra referente y maestra en este tema), la gran Atxu Amann o Albert Cuchí (director de la Escuela de Arquitectura del Vallès). Hasta que no te lo dicen otros desde fuera, a veces no te das cuenta de que estás abriendo camino y vas en la buena dirección. También por ello le estamos tan agradecidxs a Eva. Dejamos aquí el programa de las jornadas de formación:

No era la primera vez que hacíamos algo así, y vaya, parece que les gustó: en realidad, cada vez estamos impartiendo más sesiones formativas, en nuestra propia escuela de Arquitectura por ejemplo, pero sobre todo a personal técnico y representantes políticxs del ámbito municipal, tanto en jornadas específicas como dentro de proyectos de diagnóstico urbano.

Urbanismo con perspectiva de género: una propuesta de mapa de determinantes e impactos

(Irakurri artikulua euskaraz)

Aunque normalmente las demandas de introducción de la perspectiva de género en el urbanismo se basan en datos sólidos, todavía muchxs responsables (personal técnico y representantes políticos) perciben el urbanismo feminista como una disciplina “blanda” o “anexa al urbanismo de verdad”. Creemos que una de las razones para esta percepción reside en la escasez de ejemplos concretos de su aplicación en la planificación urbana de los municipios de nuestro entorno. Sin embargo en nuestro caso sí que hemos podido realizar trabajos de cuyo valor no hemos sido conscientes hasta que nos lo han advertido desde fuera:

Tenemos claro que debemos seguir avanzando en esta dirección, y que para ello debemos dotarnos de un mapa que nos ayude a trazar un camino claro. Pero al mismo tiempo, y puesto que tenemos mayor vocación para “hacer” que para “investigar”, nos asustan los ejercicios de elaboración y discusión de marcos conceptuales.

En cualquier caso, y gracias a que llevamos años rozándonos en nuestros trabajos con profesionales de la Salud Pública o la Promoción de la Salud, nos hemos familiarizado con los modelos de determinantes en la salud:

El modelo de determinantes en la salud de Dahlgren y Whitehead (1991) explica cómo la salud es resultado de las interacciones entre los diferentes niveles de las condiciones causales: desde lo individual, las comunidades o los entornos, hasta políticas generales o los sistemas de salud.

Con el objetivo de introducir la perspectiva de género en el modelo de determinantes, necesitamos además un marco que recoja las desigualdades en la salud:

Marco conceptual de los determinantes de las desigualdades sociales en salud. Comisión para Reducir las Desigualdades Sociales en Salud en España, 2010. (Basado en Solar et Irwin y Navarro)

Tampoco perdemos de vista herramientas como el cuaderno de trabajo “Salud y desarrollo urbano sostenible: Guía práctica para el análisis del efecto en la salud de iniciativas locales de urbanismo” de Udalsarea21, o la herramienta para evaluar la equidad en intervenciones comunitarias del Observatorio de Salud en Asturias.

Para empezar a trazar nuestro mapa (“mapa” y no “modelo”, eso serían palabras mayores) creemos que debemos empezar por un marco flexible que podamos ir adaptando a cada proyecto:

Propuesta de modelo de determinantes e impactos para introducir la perspectiva de género en la planificación urbana. Projekta Urbes (2017)

El marco establece vínculos entre tres listados: (i) los ejes de análisis o determinantes, (ii) las áreas de impacto o dimensiones de la persona, y (iii) los ejes de interseccionalidad. En cada proyecto debemos definir las celdas que contendrá cada listado en función de: la escala o ámbito del proyecto, el objetivo del trabajo, las características del cliente, el contexto social, etc.

Por ejemplo, en nuestro último trabajo de diagnóstico de un proyecto de urbanización y propuesta de medidas correctoras desde una perspectiva de género, el mapa que elaboramos para redactar el informe fue el siguiente:

Puede observarse que analizamos el proyecto de urbanización a través de 5 ejes o determinantes: (i) Seguridad, (ii) Accesibilidad, (iii) Movilidad, (iv) Protección de la salud y (v) Promoción de la salud. Y por otro lado, las observaciones o medidas concretas se justificaban por el impacto que tenían éstas sobre 5 áreas o dimensiones de la persona: (i) Autonomía, (ii) Salud y bienestar, (iii) Usos del tiempo y conciliación, (iv) Cuidados del hogar, de las personas y la comunidad y (v) Presencia y representatividad.

Este es el punto en el que nos encontramos en lo que se refiere a la introducción de la perspectiva de género en la planificación urbana. Y este es nuestro mapa, por ahora.

Diagnóstico de un proyecto de urbanización y propuesta de medidas correctoras desde una perspectiva de género

(Irakurri artikulua euskaraz)

Recientemente hemos realizado, a petición del Área de Igualdad de un ayuntamiento de Euskadi, un trabajo de “Diagnóstico y propuesta de medidas correctoras desde una perspectiva de género” en torno a un proyecto de urbanización.

En estos casos el proceso casi siempre suele ser el siguiente: los propietarios y promotores construyen y venden los edificios, pero también urbanizan el espacio público (desde las calles hasta las plazas y jardines, incluyendo árboles, mobiliario urbano, etc. hasta el último detalle). Previamente deben presentar el proyecto de urbanización al ayuntamiento para que éste conceda el visto bueno. Y en esta ocasión, el Área de Igualdad quiso intervenir en la decisión y nos pidió el informe que mencionábamos.

Redactamos el documento basándonos en la documentación del proyecto (planos, memoria, presupuesto…). Tratándose del Área de Igualdad, defendemos que al listado de observaciones y propuestas debe acompañar un relato sólido que las justifique. De manera que nos salió un documento más extenso de lo que esperábamos. Y claro, cuando éste llegó a manos de Urbanismo, además de extenso les pareció inmanejable, por lo que nos pidieron un resumen en el que se recogieran solo las observaciones y medidas concretas.

No nos gustaba del todo la idea, pero la entendíamos, de manera que preparamos el documento de resumen, con el siguiente texto introductorio:

El presente Resumen recoge las principales observaciones y propuestas del Documento Completo, suprimiendo las evidencias y explicaciones que justifican los contenidos. Se trataría, pues, de un documento mucho más ágil, pero que adolece del marco teórico que daría soporte a sus propios contenidos. Elaborado a petición de áreas como Obras o Urbanismo, la lectura de este documento de resumen no debería sustituir la lectura del Documento Completo de 68 páginas.

Efectivamente, la consideración de la perspectiva de género en el urbanismo incorpora mayor complejidad al proceso de toma de decisiones, entrando además en contradicción con muchas de las premisas sobre las que se apoyan los procesos de planificación urbana más convencionales. De todos estos cuestionamientos, el principal sería el siguiente: ¿Quién es el sujeto de la planificación urbana?

Lo que el urbanismo feminista defiende es que la pretensión de establecer un modelo de ciudadano que pudiera reunir las “principales” necesidades y aspiraciones de la población no es un proceso neutro ni equitativo. No es neutro, puesto que tanto la lectura de la realidad como la toma de decisiones se realiza desde una posición marcada por unos determinados prejuicios, ideologías y valores.

No es equitativo, puesto que hace una lectura de las actividades humanas desde una lógica productiva, y dedica mayores esfuerzos y recursos a aquellas personas y actividades relacionadas con la producción de renta, tratando al resto de personas y actividades de una manera subordinada a aquéllas. Cuando, en justicia, debería dedicarse más recursos a quienes más necesidades tienen.

No queremos dejar de señalar que estas mismas observaciones podríamos hacerlas con buena parte de las políticas y prácticas que se llevan a cabo desde muchas entidades públicas. Sirva como ejemplo el siguiente gráfico de la OCDE, que muestra cómo algunos países dedican más “gasto social” al 20% de la población con mayor renta (cuadrado naranja) que al 20% de la población con menor renta (barra azul). Más que el doble en algunos países de nuestro entorno.

En resumen, lo que desde una perspectiva de género también se le reclama al urbanismo es que dedique los mismos recursos al trabajo productivo como al reproductivo.

Metodología

En cuanto a la metodología, en ese proyecto en concreto analizamos los espacios públicos y equipamientos desde 5 ejes de análisis o determinantes en torno a los cuales agrupamos las observaciones y propuestas realizadas: (i) Seguridad, (ii) Accesibilidad, (iii) Movilidad, (iv) Protección de la salud y (v) Promoción de la salud. Debido a la escala y el ámbito del proyecto, adaptamos nuestro mapa y descartamos otros ejes de análisis como la relación con usos y edificios de vivienda, la relación con actividades económicas, la red y escalas de espacios y equipamientos públicos, el pequeño comercio y comercio de cercanía, etc.

Por otro lado, se consideraron 5 áreas de impacto o dimensiones de la persona a las que afectaría el proyecto de urbanización: (i) Autonomía, (ii) Salud y bienestar, (iii) Usos del tiempo y conciliación, (iv) Cuidados del hogar, de las personas y la comunidad y (v) Presencia y representatividad.

Por último, se descartó incorporar al documento de resumen las observaciones realizadas en el documento completo en torno a los ejes de interseccionalidad que se tomaron en consideración para el contexto concreto del proyecto: (i) clase social, (ii) edad y (iii) etnia/cultura.

Entornos escolares saludables

Dentro del marco de “Madrid, Ciudad de los Cuidados”, el pasado 27 de Junio tuve la oportunidad de acudir a la jornada “Entornos Escolares Saludables” (incluye enlaces a las presentaciones), organizada por las áreas de Prevención y Promoción de la Salud y la de Estrategia de Regeneración Urbana, con el apoyo y presencia de otras áreas municipales. Maravillas de la transversalidad.

“Madrid, Ciudad de los Cuidados” es una propuesta de modelo de ciudad que pone en el centro a las personas y el sostenimiento de la vida. En Projekta nos emocionó desde que echó a andar. Año y medio después, y bajo el lema “Lo común importa”, se consolida mediante diversas actuaciones como la que nos reunió a numerosas personas en un encuentro que, como tantas veces, nos dejó con ganas de más.

Pude conocer un poco más de cerca los esfuerzos que están haciendo para introducir la perspectiva de la promoción de la salud y los trabajos de cuidado dentro de -entre otros- la planificación y regeneración urbanas. Vaya, nadie dijo que fuera a ser fácil…

Una de las actuaciones pone en el foco las escuelas públicas del municipio: se trataría de tomar como punto de partida los patios y los entornos inmediatos de las escuelas públicas de primaria del municipio (más de 240 CEIPs) para regenerar los barrios con esa perspectiva de “ciudad educadora” y “ciudad de los cuidados”.

No se trata de una ocurrencia: ya se cuenta con un trabajo de diagnóstico minucioso y propuesta de estrategia (Proyecto MICOS, PDF 132 págs) redactado por Lucila Urda y Patricia Leal (arquitectas de Pez Arquitectos) y Pablo García-Serrano (consultor en Paisaje y Participación).

Luego llegó mi turno: algo sabía Javier Segura de nuestros trabajos, por lo que nos pidieron que hiciéramos una aportación a la jornada. De los temas que les propusimos les llamó la atención el proyecto “Drøn på skolegården“, un proyecto danés en torno al fomento de la actividad física en el patio escolar, y al cual seguimos la pista desde hace más de 3 años (en realidad, ya en 2013 le seguíamos la pista a una prueba piloto).

Intervino después Pedro Gullón Tosío (epidemiólogo, salubrista, docente, investigador…), y miembro del equipo del proyecto HHH-Heart Healthy Hoods. Centró su exposición en la necesidad de basar este tipo de programas en un marco conceptual sólido, y en la importancia de la evaluación.

Terminamos con una mesa redonda formada por personal técnico municipal, la cual nos permitió comprobar que realmente se trata de una intervención multicomponente y transversal, y por lo tanto compleja. La verdad es que aprendí mucho. Y si a eso le añades un almuerzo con Javier Segura, ya te dan un máster en algo…

Algo así como un resumen mediante tuits:

#MapaMorea de Astigarraga

ASTIGARRAGAKO MAPA MOREA es un proceso de participación ciudadana mediante el cual se ha analizado el municipio de Astigarraga, a través de la perspectiva de género.

Proceso

Más allá de la ciudad prohibida

Habitualmente el objetivo de los mapas de la ciudad prohibida ha sido revisión del urbanismo desde la perspectiva de la seguridad de las mujeres. Cuando hablamos de urbanismo y género la seguridad es el aspecto principal que se aborda sobre otras cuestiones. Pero analizar la ciudad desde la perspectiva de género abarca muchas otros aspectos ya que tampoco el urbanismo es neutro.

Urbanismo y género

El espacio, la ordenación territorial , la forma y definición de las ciudades y el territorio tiene gran influencia en la vida diaria de las personas. Como consecuencia, el trabajo reproductivo (asignado a las mujeres debido a su rol de género) no es un aspecto que se ha tenido cuenta en el urbanismo. En la organización urbana no se ha tenido en cuenta el trabajo reproductivo, a pesar de la importancia que tiene para la subsistencia y la sostenibilidad de la sociedad. Las calles, plazas y parques son espacios públicos y se debe garantizar su uso por parte de todos/as. En este sentido, estos espacios deben garantizar la seguridad, la movilidad, la accesibilidad y los trabajos de cuidado.

La utilización del espacio público

El espacio público es el principal escenario para la convivencia, por ello, en este proyecto vamos a analizar cómo se produce esa convivencia: qué espacios son los más utilizados, cuáles no, los lugares que se utilizan de forma diversa en horario diverso, qué espacios se evitan en invierno, por la noche… o qué podemos hacer para satisfacer las necesidades de los diferentes colectivos de población, etc.

Cuatro ejes

Desde este punto de partida, vamos a trabajar las condiciones de igualdad para que toda la ciudadanía pueda participar del espacio público y se reduzcan las diferencias de género a la hora de tomar decisiones en las líneas estratégicas de las ciudades, teniendo en cuenta cuatro ejes:

 

  • Seguridad y autonomía.
  • Movilidad y accesibilidad.
  • Presencia real y simbólica de las mujeres en el espacio público.
  • Los trabajos de cuidado, trabajo reproductivo y red de equipamientos públicos para las actividades de la vida diaria.

Resultado

Basándonos en el proceso participativo y las distintas aportaciones realizadas por la ciudadanía, intentamos recoger éstas sin perder su base subjetiva. Para ello unificamos las diversas reflexiones y opiniones positivas y negativas sobre los distintos lugares en un solo mapa.


Mediante distintos iconos hemos representado de forma gráfica cada una de las aportaciones, manteniendo su complejidad.

Se han resumido las aportaciones en un mapa, identificando cada lugar con un número:

En este cuadro resumen se pueden ver las aportaciones realizadas en cada lugar de forma gráfica:

Se ha completado una ficha por cada uno de los lugares, con la siguiente información:

  • Número de identificación del lugar (ID)
  • Nombre del lugar
  • Coordenadas X, Y
  • Comentarios positivos (forma gráfica y escrita)
  • Comentarios negativos (forma gráfica y escrita)
  • Comentario literal (si se ha recogido)
  • Breve diagnóstico

Un ejemplo de ficha:

Hemos creído conveniente poder compartir esta información de una forma fácil, por lo que la hemos recogido en un Mapa Online: http://bit.do/MapaMoreaAstigarraga.

Recorrido final

Para finalizar el proceso se realizó un recorrido junto con las personas participantes. Colocamos algunas de las fichas en la calle para que quedara un rastro físico del proceso, y comentamos cada uno de los puntos entre las asistentes.

 

Conclusiones

Una conclusión destaca sobre todas las reflexiones que hemos hecho: la formación y sensibilización del personal técnico y político del ayuntamiento es la herramienta más eficiente y que mayores consecuencias positivas conlleva. Los indicadores de vida cotidiana resultan fáciles de comprender e incluir en las políticas municipales, aunque suponga tener que definir nuevos protocolos de actuación.  Tras este primer paso, cada área de trabajo deberá realizar sus aportaciones para construir un instrumento de trabajo propio, transversal y adaptado a la realidad municipal.

Pero parece que lo más difícil ya ha ocurrido: asumir positivamente que el área de Igualdad también tiene qué decir en las decisiones que se toman en Urbanismo. Y esto es realmente un primer gran paso.

Mila esker, 2016! Gracias, 2016!

2016ean gugan konfidantza azaldu duzuen guztiok izan nahi zaituztegu gure postalean. Eta aurten ere, mapa bat erabili dugu horretarako.

Mila esker 2016an zehar ibilbidea gurekin partekatzearren. 2017ak ere eman diezagula elkarrekin ibiltzeko aukera.

Urte Berri ON!

Hemos querido que todas las personas que habéis confiado en nosotros este año estuvierais en nuestra postal. Por ello, os hemos incluido en el mapa.

Gracias por compartir nuestro recorrido en 2016. Que 2017 nos dé nuevas oportunidades de encontrarnos.

¡Feliz Año Nuevo!

 

P.S.: Iazko mapa hemen ikusgai. El mapa de 2015.

Salud y desarrollo urbano sostenible

Fue en abril de 2014 cuando vio la luz el “Cuaderno de Trabajo” número 17 de Udalsarea 21, bajo el título “Salud y desarrollo urbano sostenible: Guía práctica para el análisis del efecto en la salud de iniciativas locales de urbanismo”. Tal y como citan sus autorxs, se trata de una guía para el análisis del efecto en la salud de iniciativas urbanas locales y está dirigida principalmente al personal técnico implicado en la planificación, desarrollo o seguimiento de cualquier iniciativa (plan, programa, actuación) que implique una modificación del medio urbano y que suponga por tanto, una oportunidad para aprovechar el entorno para la promoción de la vida saludable. En Projekta Urbes nos parece que se trata de un documento de gran valor, y por ello nos apena aun más que el grado de conocimiento y utilización sea tan bajo.

Lo podéis encontrar en Udalsarea 21 y en Osakidetza (Salud Pública). También se publicó en euskara.

Perspectiva de género en el Avance del PGOU de Bilbao

(Irakurri artikulua euskaraz)

Este último año hemos tenido la oportunidad de trabajar en un interesante grupo de trabajo para introducir la perspectiva de género en el Avance del Plan General de Ordenación Urbana de Bilbao, colaborando con LKS. El documento de Avance es el que define los objetivos del Plan, por lo que se trata de un momento clave de la planificación.
20161004_112246

La primera parte del trabajo se realizó sobre la Memoria Informativa, con el fin de detectar carencias existentes respecto al tema y proponer información complementaria. Esta parte del trabajo supuso la posterior redacción del Anexo IV. Documento complementario al estudio socio-urbanístico del avance de la revisión del PGOU de Bilbao para la integración de la perspectiva de género en cumplimiento del marco normativo en materia de igualdad. Mediante este anexo se pretendía responder a esas carencias, visibilizando y justificando estas cuatro conclusiones:

  • El envejecimiento en Bilbao tiene rostro de mujer.
  • La mujer bilbaína dispone de menor renta personal.
  • La mujer dispone de menos recursos temporales.
  • Bilbao es más insegura para la mujer.

Estas cuatro conclusiones visibilizan la situación de desventaja social en la que se encuentran las mujeres, también en Bilbao, y nos llevaron a definir las dos líneas de actuación que se adecuan a las propuestas de actuación desde una perspectiva de género:

  • La seguridad. El urbanismo que se planifique puede crear las condiciones favorables para contribuir a incrementar la seguridad en el espacio público.
  • La reivindicación de la gestión del tiempo. Desde la perspectiva de género se debe considerar el tiempo en la planificación de la ciudad, ya que la configuración de ésta repercute en el tiempo personal de las personas.

El uso equitativo y justo de la ciudad se da en una ciudad compacta, compleja, cercana, accesible y segura, entre otras cualidades. Y todo ello es posible desde una actuación transversal, con unos objetivos bien definidos, utilizando las herramientas disponibles en cada ámbito de trabajo.

Subvenciones para la elaboración de Planes de Accesibilidad 2016

El Gobierno Vasco, mediante la Orden 3781 de 8 de Julio de 2016, ha convocado las subvenciones para la elaboración o actualización de Planes de Accesibilidad en el entorno urbano y en las edificaciones. Ver la Orden (PDF).

–  Subvención: 75% garantizado para realizar o actualizar el plan.

–  Plazo para la presentación de solicitudes: 3 de octubre de 2016.

irisgarritasuna01

Actualizar el Plan de Accesibilidad… ¿para qué?

Para solicitar una subvención para una obra de mejora de la accesibilidad es necesario que dicha obra esté previamente contemplada en el Plan de Accesibilidad. Por lo que, en algunos casos al haberse quedado obsoleto, y en otros porque ha surgido la necesidad de realizar mejoras en ámbitos que no están recogidos en el Plan vigente, la actualización del Plan facilita la realización de dichas obras.

¿Cuál es el ámbito del diagnóstico?

Se estudiará la vía pública, los espacios públicos, los edificios y los sistemas de comunicación e información para obtener el Diagnóstico de Accesibilidad actualizado.

¿Cómo organizamos el Plan de Accesibilidad?

Con el fin de que el documento sea funcional lo dividimos en dos tomos:

  • Tomo I: Recoge la MEMORIA del Plan, es decir, el diagnóstico, los criterios de prioridad aplicados, el plan de etapas y el programa económico. Se redactan dos documentos, uno en euskara y otro en castellano.
  • Tomo II: Recoge las FICHAS DE LAS ACTUACIONES propuestas, clasificadas según los ámbitos de actuación y las diversas etapas definidas. Para facilitar el uso de las fichas, éstas son bilingües.

El alcance y la organización del Plan son flexibles: proponemos acotarlos junto con los técnicos municipales para que se adapten mejor a la realidad de cada municipio.